Reinterpretando una vida de “bienestar”

Si nos acompañaste en el proceso de ‘La intención de mi 2022’, sabes que el fin fue descubrir la palabra y el número que guían nuestro año. Mi palabra es: wealth-being

Llegué a ella en inglés, porque yo vivo mi proceso en inglés, y porque fue el resultado de well-being que significa BIENESTAR, pero esta palabra está compuesta a su vez por dos más: BIEN y ESTAR. Entonces pensé que no sólo significaba ‘bienestar’ como un estado pleno, sino que se trataba de ESTAR, de mantenerme presente en lugares y momentos gozando, disfrutando y aprendiendo sólo a ESTAR. 

Luego, por pocha, lo traduje como wealth-being -que significa RIQUEZA DE SER- y ahí cayó todo. De esto se trata mi 2022: de abrazar la riqueza de mi ser auténtico; a la Marta sin etiquetas, con colores, matices, energía y un largo etcétera que me identifican. Llevo mucho tiempo en el camino de aprender a abrazarme completamente, y este 2022 estoy dispuesta y abierta a vivir la riqueza de quien soy. 

A propósito de esto fue que elegí el tema para el artículo de esta semana. Reinterpretar una vida de bienestar tiene más que ver con ‘estar bien’ aquí y ahora que con decisiones conscientes respecto a nuestro cuerpo, que aunque sí importan, son sólo una parte del concepto well-being.

Hay un entendimiento generalizado sobre el “bienestar”. Lo asociamos con salud, belleza y buenos hábitos, pero en una vida de conciencia, el bienestar tiene un alcance mayor y más profundo. El mundo que hoy vivimos pide definir al bienestar como un estilo de vida de presencia, pausado, sin prisas. Vivir en el rush de perseguir, lograr y ganar nos ha perdido de disfrutar lo que vivimos en el presente. 

Bienestar es ‘estar-bien’ contigo: con tu mente, tu cuerpo y tus emociones como un todo integrado en tu propia piel ¿Cómo te sientes contigo mismo: como hogar o con un sentimiento de querer huir de ti todo el rato? Todo se reduce a qué tan fácil o difícil es estar contigo y a cómo vives lo que tienes enfrente. 

‘Bien-estar’ también está relacionado con el tiempo. ‘Estar’ es un lenguaje que habla de tiempo ¿Estás o no estás? ¿Estás en el futuro o estás en el presente? Por lo que ‘estar bien’ representa tu estado actual, ¿cómo estás hoy? 

Con este contexto, te comparto mis tips para vivir o empezar a practicar una vida de ‘bien-estar’: 

Crea espacios personales en tu día._

Mínimo 3 horas; tú elige los momentos, pero al menos considera una antes de comenzar a trabajar, otra para comer en consciencia y una más antes de cerrar el día. Tener espacios para ti le da equilibrio a tu vida entre lo personal y lo profesional y evita que te consumas en las labores de la rutina. 

Busca apoyo._

Es importante tener una red de apoyo más allá de tu familia y amigos. Tú no puedes ver todo de ti. No está mal ni te hace un ser humano débil pedir apoyo de un terapeuta, psicólogo, psiquiatra o coach. Es importante hablar lo que vives para escuchar otras perspectivas que te permitan acomodar tu mente y lo que no alcanzas a ver. 

Cuida lo que dejas entrar a ti._

No es sólo lo que comes, es lo que consumes a través de tus sentidos: lo que lees, escuchas y ves. La alimentación es un pilar importante de la salud como lo es el resto de lo que dejas entrar a tu sistema. Selecciona lo que te nutra física y mentalmente. 

Respecto a la alimentación, lo que comes sí impacta tu estado de ánimo y tus emociones. Tu segundo cerebro manda señales de bienestar a todo tu organismo basado en lo que recibe. Cuida lo que comes no sólo para verte bien, sino para prolongar un estado de bienestar. 

Mueve tu cuerpo._

Haz ejercicio, camina, levántate. Todo cuenta. Moverte le da un mensaje de bienestar a tu cuerpo y a tu mente y libera la tensión acumulada durante el día. 

Cuida tus espacios._

Límpialos energéticamente. Ya en un artículo anterior escribí sobre la importancia de delimitar tus espacios para evitar que las energías se mezclen y el ambiente se contamine. Léelo aquí.

Separar la energía de cada espacio te apoya a vivir bien. 

Divide tu agenda en bloques._

Horas de trabajo, espacio personal, eventos sociales, etc ¿Qué en tu vida te es importante y es a lo que le dedicas tiempo? Haz que tu agenda refleje la vida que quieres vivir. 

Journaling._

Practicar journaling al despertar te permite depurar, organizarte y acomodar tus pensamientos. Es una manera de procesar lo que vives y sientes y es de gran apoyo para centrar tu energía a lo largo del día.

At last but not least:

Ten un propósito._

Esta la razón por la que me convertí en entrenadora de WHY; porque lo que más le ha dado bienestar a mi vida es aportar al mundo y a mi contexto con mis talentos. Hoy sé que la vida no se trata de mí, se trata de dar, y que una vida de contribución es una vida grande que impacta.

Despertarte cada mañana pensando ‘¿Qué más puedo aportar hoy?’ Le da sentido a tus días. Es lo que tú das, y no sólo lo que tomas de la vida, lo que hace más ligero tu camino. Mientras más tareas pequeñas haces por aquí y por allá, tu vida se reduce y es por ello que vives en complicación. 

Desarrolla una manera de encontrar el propósito en tu vida. No estás aquí para pagar cuentas, te lo prometo. 

Entonces, ¿qué tanto vives una vida de ‘bien-estar’? 

Marta RO. 

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp

Deja una respuesta

Para empresas

¿Cómo podemos ayudarte?

Diseñamos entrenamientos personalizados para tu empresa, negocio u organización.

Completa el siguiente formulario para conocer tus necesidades.

Objetivos

Coaching gratis

Únete a nuestra lista de correo y recibe información exclusiva.